19/03/2020  
  ZENDA (José María Merino)  
  Café Jazz El destripador, de Luis Artigue (León, 1974), tiene ilustraciones de Ángel de la Calle. Artigue, poeta y novelista, que publicó en 2018 una sorprendente novela fantástica (Donde siempre es medianoche), presenta ahora otra en la que su afición al jazz cristaliza en la composición de la vida de Miles Davis organizada de un modo peculiar, donde lo fantástico tampoco está ausente, en una sugestiva hibridación de géneros.

El nudo dramático más denso de la novela está en los años de formación de Miles Davis y en su relación con Charlie Bird Parker. El mundo del jazz aparece estupendamente evocado, a través de sólidos diálogos y sugerentes panorámicas, lo que demuestra lo bien que lo conoce el autor, y la presión de la droga, con la presencia de un curioso exorcista —el padre James— y de un infame y cruel agente artístico —Vito Larocca— se conjugan con sutileza para enlazar el mundo de Davis y sus amores ocasionales con Juliette Greco, con el de la Francia cien años anterior —donde se mueven Baudelaire, Balzac, Courbet, Gérard de Nerval (el “Club del Hada Verde”, la famosa absenta…), un tabernero, su hija y una “santa con sífilis”— y hasta para incrustar en el entonces drogadicto Davis una de tales identidades, venida de aquella época… En resumen, una novela en la que, con notable naturalidad y una recreación ambiental marcada por diferentes épocas —de 1848 a 1867; de 1944 a 1953— se muestran los datos sobresalientes de las biografías de personajes conocidos en la literatura y en la música, en una fusión de tiempos e identidades que sorprende al lector, y con un final abierto a una desasosegante contingencia.